Cómo detener las arrugas en la piel y qué la envejece más

Cómo detener las arrugas en la piel y qué la envejece más

Nuestra piel es tan importante en nuestro cuerpo y pocos son los que nos preocupamos en cuidarla o hacer que se vea bien, sana, sin manchas y libre de arrugas prematuras ocasionadas por nuestro estilo de vida, tanto en las actividades que hacemos, en cómo nos sentimos y qué alimentos ingerimos.

Todos vamos a envejecer, pero ¿Por qué esforzarnos por acelerar ello? 

Aunque no lo sepamos, muchos pensamos que la piel se cuida sola y que nada le hace un daño en realidad. Si mas bien estás del lado de aquellos que cuidan su piel, felicitaciones, probablemente, las señales de la edad no sólo aparezcan más tarde, sino que aparecerán con más gracia.

Como estamos seguros, eso queremos todos, en este artículo, hemos querido compartirte algunos consejos y además explicarte cómo detener las arrugas en la piel y explicarte cómo envejece prematuramente. Finalmente te damos alternativas para cuidarla.

1. Cuidado de la piel, según tu tipo de piel

Los dermatólogos organizan la piel en seis tipos, siendo el tipo I el más ligero y el tipo VI muy oscuro.

Según esta referencia, las personas que tienen cuatro años o más tienen más melanina en su piel, lo que les protege del sol.

Las personas que tienen piel más oscura a menudo parecen más jóvenes que sus compañeros de piel más clara.

 “Una persona con piel de tipo VI (piel oscura), por ejemplo, no siente los efectos de envejecimiento del sol tanto como una persona de pelo rubio, ojos azules, de piel clara de ascendencia escandinava en un nivel I”

Dice Monica Halem dermatóloga de la universidad de Columbia.

Más melanina, sin embargo, pone la piel en mayor riesgo de cicatrices y problemas de pigmentación. Además, las personas con piel más oscura no están completamente a salvo del daño solar, por lo que es importante usar protector solar.

2. Cómo envejece la piel

A medida que envejecemos, nuestro cuerpo comienza a disminuir la producción de colágeno y elastina. Esto conduce a originar líneas finas y arrugas. Si le añadimos la exposición al sol y la gravedad, la piel puede hundirse.

Nuestra piel sigue cambiando a medida que envejecemos. Se vuelve más delgada, más seca y más frágil a medida que la capa interna de la piel (la dermis) comienza a adelgazar. La grasa debajo de la piel en las mejillas, mentón y la nariz desaparece, creando hundimiento de la piel. El vello facial aumenta y las mujeres que pasan por cambios hormonales pueden tener acné.

Para las personas con piel grasa, los brotes nunca pueden detenerse a medida que envejecen.

Pero la piel grasa tiene una ventaja: Protege las arrugas mejor que la piel seca porque los aceites mantienen la piel más húmeda y suave.

El uso de crema hidratante es una forma de disminuir el impacto de las arrugas antes de que aparezcan. Si tienes piel grasa, puedes mantener tu piel clara y menos arrugada con hidratantes hipoalergénicos.

La capacidad de nuestro cuerpo para combatir los radicales libres que atacan y dañan las células y el colágeno también, disminuyen con la edad.

Los antioxidantes trabajan para proteger la piel de los radicales libres y mejorar la apariencia, reparando los daños e hidratando la piel. Los antioxidantes se encuentran en las vitaminas C, E, y A, que debe ser una parte regular de una dieta saludable.

Muchos productos de cuidado de la piel ahora incluyen estos antioxidantes en sus fórmulas también.

3. ¿Nuestro amigo el sol?

El daño solar se expresa en la forma de manchas y arrugas de la edad – no importa cuál sea tu tipo de piel. Todos vamos a arrugarnos, sin embargo estamos seguros que nadie desea en el fondo acelerar este proceso. ¿Verdad?

Entonces debemos tomar en cuenta que el daño solar es inevitable para cualquier piel. Incluso como dijimos al inicio, las personas de piel oscura.

El sol causa el 90% del daño en la piel. Así que si. Usa protector solar todos los días, incluso cuando parece que está nublado.

  • Escoge un protector solar que bloquee los rayos UVA y UVB (debe decir “de amplio espectro” en la etiqueta). Un SPF de al menos 30 proporciona protección contra ambos rayos.
  • Aplique protector solar antes de salir al aire libre.
  • Vuelva a aplicar protector solar al menos cada dos horas, y más a menudo si estás sudando o entrando y saliendo del agua.
  • Usa un sombrero de ala ancha y ropa protectora, como una camisa de manga larga y pantalones.

Incluso con protector solar, debes tomar precauciones, como limitar el tiempo al sol, especialmente entre las 10 am y 2 pm, cuando los rayos del sol son los más fuertes del día.

4. Alternativas para cuidar la piel

El humo de segunda mano, los productos químicos de limpieza y la contaminación del aire pueden causar problemas en la piel .

El estrés crónico también puede dañar tu piel.

Según muchos dermatólogos como”El estrés produce hormonas que aumentan los niveles de radicales libres en el cuerpo, afecta el sistema inmunológico, deshidrata el cuerpo y adelgaza la piel”.

Al parecer el dicho que dice; “No reniegues tanto que te vas a volver viejo” estaba en lo cierto.

También puede conducir al acné y disminuye la capacidad de tu cuerpo para ayudar a la piel a renovarse y reponerse, y causar urticaria, eczema, picazón o enrojecimiento. El estrés también desgasta la capacidad del cuerpo para combatir los radicales libres y las bacterias.

Para mitigar estos efectos, aquí tenemos algunas alternativas:

  • Ejercicio . El ejercicio puede reducir el estrés y ayudarte a dormir mejor, llevando a una piel más saludable. Recuerda que incluso te recomendamos algunos ejercicios que puedes hacer en casa. 
  • Duerme bien sueño. Siete a ocho horas por la noche permite que su cara relaje y alisa las arrugas, recuerda que pocas horas de sueño contribuye al envejecimiento prematuro. 
  • Muchos no lo sabemos pero el comer bien, tiene un efecto de mitigar las deficiencias alimentarias que tenemos. Por ejemplo: Si hay una deficiencia en vitamina C, puede causar escorbuto. Una deficiencia de zinc puede conducir a una escamosa, y roja erupción en la piel. Una deficiencia de hierro puede conducir a la pérdida del cabello. Lo mejor que puedes hacer por tu piel es comer comidas balanceadas o alimentos verdes que te ayudan a cuidar tu piel. 
  • Piensa antes de beber. Los dermatólogos recomiendan beber agua para hidratar la piel desde dentro. Cuando se bebe agua, las células absorben esa agua. Pero cuidado con las bebidas que deshidratan el cuerpo y la piel, como el alcohol y las bebidas con cafeína. El café, el alcohol y las gaseosas también pueden agotar el cuerpo de nutrientes que evitan que la piel se vea cansada, causan enrojecimiento facial y empeoran las condiciones de la piel como la rosácea .
  • No fumes. Esto no le va a gustar a la industria del cigarrillo, pero es innegable que fumar es el segundo peor daño después del causado ​​por el sol, provocando arrugas y sequedad de la piel. Los estudios han demostrado que los fumadores tienen significativamente más arrugas finas que los no fumadores. Además no debes fumar antes de una cirugía o procedimiento quirúrgico ya sea estético o de salud.

Ahora que sabes cómo envejece la piel y sabes cómo cuidarla, recuerda compartir este artículo a tus amigos para que lo tomen en cuenta.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *